RSS

“El Palacio de Liria” por Vanessa Montesinos

29 Ago

Vanessa Montesinos es nuestra escritora historiadora del grupo. Para ella un buen relato es aquel en el que los personajes diambulan por tiempos y escenarios pasados fundiendose con los acontecimientos históricos más importantes, aportando detalles y llevando al lector a un viaje en el espacio y en el tiempo.

Descúbrela en nuestro nuevo libro de Madrid, Madriz, Madrí.

Recuerda que si quieres comprar nuestro libro, puedes hacerlo pinchando aqui.

 

“Bajó la calle Princesa rápidamente. El frío de noviembre le azotaba las mejillas y las piernas desnudas. Atravesó la verja que ocultaba el palacio de Liria de la vista de los curiosos. Los milicianos que la guardaban la saludaron clavando sus ojos en todo su cuerpo. No pudo evitar sentirse intimidada ante todas aquellas miradas de deseo.

—¿Se encuentra bien señorita?

—Sí, teniente Castaño, gracias.

—Vicente, por favor —sonrió el hombre apagando el cigarro sobre la hierba.

—Como quiera —balbuceó asustada.

—Entre, hace frío.

Tras un ligero asentimiento de cabeza marchó a todo correr detrás del militar. Desde que los duques habían abandonado meses atrás el palacio, los milicianos del Partido Comunista lo habían requisado y exhibían las obras de arte sin ningún pudor entre sus camaradas. Ella los despreciaba, pero, a la vez, los temía, no quería sufrir lo mismo que otras muchachas que conocía, a las que habían violado o pegado. Intentaba pasar desapercibida, pero a veces no lo lograba, por suerte, siempre estaba el teniente Castaño que aparecía en el momento más apropiado. Aquel hombre la daba más miedo que el resto. Estaba bien situado dentro del partido y en el palacio sus órdenes se acataban sin rechistar. Nadie se atrevía a llevarle la contraria, era respetado por sus hombres y por la gente del servicio también. Sin embargo, ella no podía evitar estremecerse cuando le veía aparecer con la chaqueta oscura abo- tonada y la gorra calada hasta las sienes, dando grandes zancadas en vez de caminar.

Cuando accedió al interior del edificio no se percató del ruido de los motores de los aviones. Temblaba como una hoja, siempre le pasaba lo mismo cuando se encontraba sola con los milicianos. Solía hacerse acompañar de alguno de los miembros del servicio para evitar que el miedo se apoderara de ella. De repente una sacudida la sacó de sus pensamientos. Cayeron varios cascotes y el olor a humo se hizo patente en el vestíbulo de la entrada.”

“El Palacio de Liria” de Vanessa Montesinos

 
Deja un comentario

Publicado por en 29 agosto, 2018 en Madriz

 

Etiquetas: , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

 
A %d blogueros les gusta esto: